Cine: Shame

shame-movie-review

Título: Shame

Director: Steve McQueen

Año: 2011

Género: Drama

Brandon (Michael Fassbender) es un apuesto treintañero neoyorquino con serios problemas para controlar y disfrutar de su agitada vida sexual. Obesionado con el sexo, Brandon se pasa el día viendo páginas pornográficas, contratando prostitutas y manteniendo relaciones esporádicas con solteras de Manhattan. Un día aparece su hermana menor Sissy (Carey Mulligan) en casa sin avisar con la intención de quedarse unos días en su apartamento.

 

Hace unos días, después de una larga y dura jornada de estudio, me apetecía ver alguna película para desconectar un poco. Dando vueltas y vueltas y mirando por Internet a ver si descubría alguna que me apeteciera ver, vino a mi cabeza de repente esta película. No sé porqué en cuanto pensé en ella sentí unas ganas terribles de volver a verla y lo cierto es que me maravilló mucho más que la primera vez.

fassbender1

Shame nos cuenta la historia de un hombre adicto al sexo. Nuestro protagonista tiene una rutina muy marcada donde el centro de todo es el mismo: el sexo. Ve porno a todas horas, se masturba incluso en el baño del trabajo, tiene relaciones esporádicas cada dos por tres con mujeres que no conoce… En esta segunda revisión me he dado cuenta de la profundidad de la película y de lo dura que es. Porque que nadie piense que por tratar el tema que trata tiene algo que ver con 50 sombras o cosas del estilo (por decir algo), es decir, no es para nada erótica. Sí, vemos a Fassbender teniendo sexo a todas horas o en su total esplendor cuando se pasea en cueros por su casa… Pero sobre todo vemos todo el sufrimiento que hay detrás, la soledad, la impotencia de no saber actuar en ciertas ocasiones. La adicción al sexo es como todas las demás adicciones: no la puedes controlar, la tienes todo el día en la cabeza y solo te sientes mejor cuando te dejas llevar por ella. Como quien es fumador y solo se quita el mono cuando le da unas caladas al cigarrillo, en este caso ocurre exactamente lo mismo.

shame-movie-image-michael-fassbender-carey-mulligan-02

La primera vez que la vi me gustó pero esta vez me ha enamorado por completo. Michael Fassbender está SUBLIME (así, con mayúsculas), me parece un actorazo como la copa de un pino y aquí lo demuestra con creces. La película quizás no sea para todo el mundo ya que puede ser a veces un poco lenta, con silencios, planos largos, miradas, gestos… Aunque a mí este tipo de cine me suele gustar y por eso me ha encantado, todo esto hace que me transmita mucho, que me haga ponerme en la piel del personaje y pueda sentir lo que él siente.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s